Historia



Calidad y tradición


Historia de una familia

En 1831, D. Paul Pomes funda una fábrica de aguardientes, licores y jarabes en un pequeño taller del viejo Bilbao preindustrial.

Sin Saberlo, y junto a D. Manuel Acha estaban construyendo los cimientos de lo que pocos años más tarde se llamaría Destilerías Manuel ACHA, una de las empresas que es y ha sido históricamente uno de los referentes en el mercado de los licores.

Desde entonces, nuestra familia se ha dedicado con pasión a la destilación de aguardientes y licores de forma tradicional guardando celosamente sus recetas y métodos de elaboración.

Cinco generaciones más tarde sabemos que no hay herencia más valiosa que el paso del tiempo, gracias al cual, los conocimientos y la experiencia que hemos sabido transmitir de generación en generación, han sido y son hoy nuestro sello de garantía.

Estamos en permanente contacto con la evolución, tendencias y gustos de los diferentes mercados. Asimismo hemos conseguido a través de esa inquietud y nuestro equipo de Investigación y Desarrollo, elaborar y posicionar en los diferentes mercados más de 150 referencias de productos, entre nuestras marcas propias y marcas que fabricamos para nuestros clientes, manteniendo, como no puede ser de otra forma, unos altos parámetros de calidad dentro de nuestros procesos artesanales.



Destilerías Manuel Acha
Fabrica de Licores


Destilerías MANUEL ACHA S.A. es una empresa Española de elaboración de licores de gran calidad

Cuenta con un enorme prestigio, además de un valor incalculable en historia y tradición. Se trata de la empresa más antigua del País Vasco (fundada en 1831), y constituye tras cinco generaciones una de las empresas familiares de mayor antigüedad de toda Europa.

La destilería está ubicada desde 1880 en el centro de Amurrio, localidad del territorio histórico de Álava. A fecha de hoy, continuamos elaborando más de 150 referencias de un amplio catálogo de sus diferentes productos y destilados, siguiendo los métodos tradicionales aprendidos de sus antepasados, combinando dichos sistemas artesanales de fabricación con tecnología de vanguardia.

Contamos con un gran equipo gerencial y de profesionales de alta cualificación y además dentro de nuestras instalaciones con 2 museos. Uno de ellos dedicado a nuestra historia donde se pueden ver los diferentes procesos de elaboración a lo largo de los tiempos, así como curiosidades propias de la empresa a lo largo de más de un siglo de historia. El otro está dedicado a la época dorada de la fábrica, liderada por el inconfundible licor Karpy, y representado los años en lo que Destilerías Acha participó activamente en la publicidad del mismo con nuestro equipo ciclista profesional, corriendo hasta en 6 ocasiones la vuelta ciclista a España en los años 60/70.

CINCO GENERACIONES


Los conocimientos y la experiencia que hemos sabido transmitir, de generación en generación, han sido y son hoy nuestro sello de garantía.